Medidas de precaución para conductores alérgicos

Con la primavera llegan días más soleados, temperaturas más altas y, para los alérgicos, el tiempo de equiparse con un arsenal de pañuelos, antihistamínicos y mucha, mucha paciencia. En España se calcula que cerca de seis millones de personas sufren alguna alergia que afecta a las vías respiratorias. Y dentro de ese número, es probable que haya una gran cantidad de conductores.

Precisamente, son estos últimos los que deben tomar las medidas necesarias para garantizar que la alergia no será ninguna molestia a la hora de coger el coche. Según la Dirección General de Tráfico, estornudar durante cinco segundos a 90 kilómetros por hora hace que circulemos 125 metros sin prestar la debida atención.

De ahí que, antes de salir de viaje, tengamos que asegurarnos de que nuestro vehículo permanecerá libre de alérgenos. Así debemos agarrar un paño húmedo y una aspiradora y limpiar el interior del coche así como cambiar el filtro del aire, ya que es éste el encargado de evitar que se cuele el polvo y el polen.

Si además de congestión, la alergia nos produce irritación de ojos, intenta llevar gafas de sol durante la conducción. Asimismo, evita conducir al amanecer o al atardecer, ya que son los dos momentos del día con mayor concentración de alérgenos. Y si eres conductor habitual o profesional, pide a tu médico que te recete medicamentos que no causen somnolencia.

One thought on “Medidas de precaución para conductores alérgicos

  1. No es el filtro del aire el que hay que cambiar como han dicho antes, ES EL FILTRO ANTI-POLEN del habitáculo el que hay que cambiar cuando se ensucia u obstruye. Lo mejor es cambiarlo una vez al año coincidiendo con la entrada de la primavera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Website

*